El Boschismo: Teoría Precursora

EL BOSCHISMO: TEORÍA PRECURSORA

En ocasión de la celebración del 107 aniversario del natalicio del mentor y fundador  de los Partidos de la Liberación Dominicana y Revolucionario Dominicana,  profesor Juan Bosch, festejado el pasado 30 de junio, reproduciremos 2 artículos sobre el boschismo que nos envía su autor, el periodista y escritor Domingo Hernández Contreras,  publicados por el Periódico el Nacional, en el año 1984.

Domingo Hernández Contreras, quien fue precursor del boschismo a la temprana edad de 21 años, es un meritorio dirigente del partido morado, comprometido con las bases de su partido, por lo que muchos peledeistas de la provincia Santo Domingo albergan la esperanza de que el  Presidente Danilo Medina lo designe como Gobernador de la Provincia Santo Domingo, desde donde éste pueda trabajar en coordinación con la militancia y dirigencia de su partido, en la solución de las diferentes problemáticas que aquejan a esta provincia y de una efectiva relación partido-gobierno-sociedad.

A continuación, el texto íntegro de la primera entrega de los indicados artículos:

bosch-e6e7a0e6Por Domingo Hernández Contreras

Hasta los chinos de Bonao, saben que el maestro, Juan Bosch, es un hombre cuya conciencia es producto del poderío de la dialéctica materialista, por lo que logró ubicar su conciencia a tiempo para darse cuenta, de que no podría servirle a su pueblo como lo soñó, o sea, bajo el caballete de un partido que estaba  —y está—lleno de individuos que solo quieren sacar provechos personales, y no provechos para una sociedad humana en general, y que decidió abandonar las filas del PRD que él mismo había mantenido parado gracias a sus innatas inteligencias y habilidades políticas por muchos años y también por su gran vocación para servirle al Pueblo que lo vio nacer y crecer.

Tenemos que reconocer que el comandante y el líder del peledeísmo, es un hombre que tiene voluntad de lucha por su pueblo, que decidió abandonar, con un grupo de personas las filas del PRD, para así darle vida a lo que él soñaba: un partido que sus miembros fueran personas que estén y están dispuestas a dar sus vidas por la causa de su pueblo.

Un partido que esté y está convencido que para liberar (a) este pueblo del atraso paupérrimo a que lo tienen sometido los lacayos servilitas criollos de los Estados Unidos y el mismo imperialismo norteamericano, tiene que hacer que este pueblo se conscientice.

Un partido que luche y trabaje sin descanso por la organización de las masas y las conscientice para que luchen unidas en contra de los verdugos, por nuestras reivindicaciones fundamentales, como por ejemplo, el derecho a la igualdad social del hombre y el de no ser explotado y restringido de los placeres de que debe gozar un ser que lucha y trabaja por su subsistencia en este mundo.

Observando y analizando las actuaciones valientes e históricas del maestro Bosch, podemos utilizar sin temor a equivocarnos, los términos que encabezan este escrito; pues, todo el pueblo recuerda que el comandante y líder del Partido de la Liberación Dominicana, es un hombre que se convenció, por las tantas experiencias, de que la democracia representativa no le garantizaba lo mejor al pueblo dominicano, o sea, que esta es un mito en América Latina, el Caribe y todos los pueblos subdesarrollados.

El boschismo surge en el peledeísmo por el resultado del trabajo y la dedicación con ahínco y decisión del astro, al inspirarse en la construcción de la “octava maravilla del mundo”, el Partido de la Liberación Dominicana.

Pero todo lo dicho anteriormente, se basa en el postulado que dice así: “El desarrollo político de Juan Bosch, no es fruto del desarrollo político del PLD, sino que, el desarrollo político del PLD, es producto del desarrollo político de Juan Bosch”, claro está, sin subestimar las ayudas (los aportes) de los demás compañeros del Partido, e incluso, la de los que fueron “peledeístas”;  pero para poder decir esto último, tenemos que situarnos en el “tiempo-espacio-histórico de la misma”. Todo lo expresado anteriormente se basa en los siguientes hechos del señor Juan Bosch:

1.- Es el hombre que más ha contribuido al desarrollo del Partido y de la conciencia política del pueblo dominicano con sus planteamientos serios, consecuentes y científicos del estudio de nuestra historia, llegando al punto de ser uno de los historiadores más destacados.

2.- Ha sido el más preocupado por fortalecer la educación de cada uno de los peledeístas; es el ideólogo de los círculos de estudios.

3.- Fue quien solidificó para siempre, la disciplina en el seno del Partido desde su nacimiento y contribuyó grandemente con la organización del mismo, como ideólogo de la teoría “revolucionaria más adaptada a la realidad socio-política del país y con el ejemplo práctico de la misma.

4.- Es el político más destacado, de más arrastre con conciencia revolucionaria del país, en todos los planos de la sociedad dominicana.

5.- Fue quien ideó los métodos de trabajo del Partido, que son su columna, los métodos de estudio, la estructura organizativa y política del Partido, en fin, al Partido mismo.

6.- Es uno de los defensores más grande que tiene el Partido  de las ideas revolucionarias, y apoya la autodeterminación de los pueblos; también es un incondicional defensor del Partido que es sinónimo del Pueblo.

Como ha quedado demostrado, el profesor Juan Bosch, es un hombre que nos ha convencido de su gran capacidad para ser líder, nos ha inyectado su sabia doctrina social y política que va con las leyes dialécticas del materialismo histórico de nuestra sociedad humana y del Mundo.

Los enemigos del Pueblo, que quieren enfrentar la posición de Juan Bosch con la Iglesia Católica, ocultan expresamente que se puede ser marxista siendo religioso. La prueba de lo último está en el último brote de un movimiento progresista dentro de la Iglesia Católica que tiene el respaldo de los pueblos del tercer mundo —La Teología de la Liberación—.

El boschismo tiene gran afinidad con la verdadera obra que Cristo-Jesús trató de construir, o sea, de establecer la igualdad entre todos.

Juan Bosch ha sido el plasmador de la base o punto de partida del Partido de la Liberación Dominicana con su grandioso ingenio político; pero eso no quiere decir que el señor Bosch, no se pueda equivocar como humano que es y pueda ser sancionado por los Comités Central o Político e incluso puede ser sancionado con la expulsión.

Lo que queremos es hacerles conciencia a los lectores de que el boschismo es una doctrina que ya está adherida y plasmada en la mente de todos los peledeístas. Es una doctrina convincente y científica. Los “izquierdistas tradicionales” se equivocan confundiendo y creyendo que vemos a Juan Bosch como un “Dios todopoderoso” o un “sábelo todo”, no; vemos a un Juan Bosch ideólogo, maestro y guía del proceso revolucionario dominicano. Que no se confunda una doctrina política con un grupismo, o con el fanatismo falta de raciocinio, que sepan que en cada uno de nosotros hay un hombre o una mujer que tiene la suficiente materia cerebral como para pensar y razonar más allá del alcance de nuestras narices y que porque estamos facultados para ver y contactar lo bueno para este país, es que hemos levantado la bandera doctrinaria del boschismo.

(1) Trabajo publicado el 21 de diciembre de 1984, en el Periódico El Nacional de Ahora en su Página No. 10.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s